La Dermolipectomía Abdominal ó Abdominoplastia de Resección, comúnmente conocida como Tummy Tuck, es un complejo procedimiento quirúrgico que elimina instrumentalmente la piel redundante y el exceso de grasa abdominal, además de reposicionar un nuevo ombligo, y también, realizar el ajuste de los músculos flácidos subyacentes. 

En qué consiste la Dermolipectomía Abdominal

La Dermolipectomía Abdominal consiste en la eliminación quirúrgica de los excedentes de piel y grasa en la región del abdomen.

En esta operación se hace la reconstrucción simultánea de la separación anormal por flacidez muscular de los músculos Rectos y Oblicuos Mayores Abdominales, mediante una técnica conocida como Plicatura Quirúrgica ó Muscle Tightening.

Yo suelo dejar un equipo de aspiración de vacío tipo Hemovac ó Portovac, el cual, es removido generalmente en mi consultorio en el quinto día del postoperatorio.

Esta técnica permite re-afirmar el plano muscular para obtener como resultado final un vientre plano.

La Dermolipectomía abdominal está indicada en todos aquellos pacientes que tienen flacidez importante de la piel y músculos de la región abdominal con excedentes de piel que no responden a tratamientos médicos de tonificación.

La magnitud de la Operación dependerá de cada caso en particular, teniendo en cuenta:

  • Presencia, profundidad y cantidad de estrías
  • Flacidez Cutánea
  • Localización del Ombligo
  • Localización y magnitud de las Lipodistrofias (Depósitos de grasa)
  • Presencia y grado de Diástasis muscular (espacio entre los Músculos abdominales por mal posicionamiento y flacidez)
  • Deseos del paciente
  • Posibilidades del paciente

Se obtiene un abdomen plano, lográndose con esta intervención la remodelación y tonificación de la región abdominal.

Posibles complicaciones

Entre las complicaciones descritas están:

  • Sangramiento, hematomas y seromas
  • Infección
  • Dehiscencia de la incisiones operatorias
  • Cicatrización anómala (Queloides, cicatrices hipertróficas etc)
  • Sufrimiento del ombligo ó de las heridas quirúrgicas

Pero con el cuidado adecuado, la evolución post-operatoria tiende a ser satisfactoria.

La recuperación

La recuperación es rápida, con resultado muy satisfactorio.

Se debe utilizar una faja de elastopresoterapia los primeros 15 días del post-operatorio y practicarse por ese período masajes de drenaje linfático.

El paciente puede hacer su vida normal después de la primera semana, pero debe aguardar 8 semanas para exposición al sol, al calor, playas o realizar ejercicios físicos.

Un tiempo razonable de aproximadamente 2 meses es requerido para apreciar el excelente resultado final, que es permanente y muy gratificante.

¿Estás listo(a) para dar un cambio a tu silueta? Pide una cita en línea o llama al Dr. Antonio Hallado al (0058) 414 461 0441.